Le Pen, Garrafíter y Ubuntu

¡Uy! Le Pen recomienda a las mujeres la masturbación como anticonceptivo. Eso dice Le Pen, que casi me da un ataque de risa. Evidentemente, se trata del artículo más leído en EL PAÍS de hoy, según la web. Con ese título, no me extraña, vamos, yo mismo me he ido directamente sin pasar por la sección de literatura sesuda o por los artículos sobre el informe de la ONU, el del calentamiento… global, me refiero. He entrado esperando que me dieran pelos y señales sobre el asunto –el de la masturbación como anticonceptivo–, que me interesaba bastante más que Landero, por ejemplo. Luego entro y me topo con un artículo sobre la importancia que le están dando los candidatos a presidente / presidenta de la República a la situación de la mujer en Francia. Y no es la primera vez que en EL PAÍS me encuentro un título para que pique, simple y llanamente, que esto ¿cómo se llamaba?… ¡Ah, sí! Sensacionalismo. ¿Necesitan orientar a los lectores a ciertos artículos o qué? Quiero decir, si las noticias –no de este diario, sino de todos– ya son suficientemente truculentos, trágicos y tremebundos como para disfrutar tanto o más que con BILD o EL CASO, ¿por qué necesitan estos cebos? ¿Hay alguna intención que se me escapa? Si es que vamos a lo mismo, sea EL PAÍS, sea EL MUNDO o sea EL DIARIO DEL CORRAL, todos van a lo mismo. Y dejo de hablar el tema porque al vecino le ha dado por las saetas gitanas al cristo del santo prepucio y, una de dos, o está sordo perdido, o considera que los vecinos debemos compartir sus gustos musicales de tronío y pía religiosidad y como anoche me tomé dos gintonics de Garrafíter –quizá fueran de ginebra de la güena, pero mi cabeza me dice lo contrario– y un par o dos pares de cervezas, corto la comunicación no sin antes aportar el top friqui de la semana: UBUNTU HELLO CTHULHU.

Hay gente pa to.