No entiendo las redes sociales

No pudisteis verlo, pero ayer hubo bastante más movimiento del habitual. Y es que el post sobre los Teletubbies de este blog salió en la portada de MENÉAME. Al minuto de la publicación empezó un goteo de lectores que no paró hasta más o menos las doce de la noche, con picos de 42 lectores conectados al mismo tiempo, lo que provocó que el blog dejara de sentirse las piernas y los hachetemeles a partes iguales en algunos momentos y que el panel de control saltara por los aires. En seis horas se sirvieron 3.000 páginas y entraron unas 800 personas, la mayoría no dejó comentarios, sino que lo hizo en la página de MENÉAME, a estas horas hay más de cuarenta. Yo envié la reseña a esta web, algunos de los habituales de por aquí la menearon –os lo agradezco– y, en cuestión de una hora, salió publicada en la portada, lo que provocó el aumento del tráfico hasta unos límites que no había visto en la vida y que me dejaron el ego más ancho que largo, todo sea dicho. De hecho, mientras escribo esto, aparecen en el contador más de novecientos usuarios que han entrado en las últimas 24 horas. Así que la prueba salió mejor de lo que esperaba.
Leí en un blog que sigo habitualmente que la calidad del tráfico generado por webs como MENÉAME no es buena, lo que quiere decir que no hurgan en el resto del blog y, por lo tanto, no se crean lectores habituales, sino personas que, atraídas por la noticia, entran y vuelven a salir en cuanto han terminado la lectura del artículo o la reseña o el post o como lo llamemos. Es cierto. De toda la gente que entró, nadie se suscribió y sólo tres personas nuevas dejaron un comentario. No me quejo, en absoluto, siempre digo que no cobro impuesto revolucionario por pasar por aquí y que el número de visitas o comentarios no me afecta excesivamente, algo sí, obvio, para eso tengo un blog con los comentarios abiertos, si no los cerraría, seguiría a lo mío y aquí paz y allá gloria.
De todas formas, me parece interesante ahora que tenemos nuevo palabro, márquetin viral, el fenómeno de masas en internet. Todavía no he leído una explicación satisfactoria sobre por qué una página triunfa y otra no teniendo, a priori, las mismas condiciones. Los hay que dicen que se trata de los contenidos, que tienen que ser buenos. Otros, que la interactividad. Algunos, que el diseño. Pues no sé, no sé. Será todo combinado con un poco de suerte, porque si no, no me explico el fracaso de algunas páginas y el éxito de otras. Y aquí vienen las dichosas redes sociales, cosa que no entiendo, sinceramente. Todavía no he conseguido enterarme de para qué sirve MySpace o Twitter, que consiste ni más ni menos en poner un anuncio de lo que uno está haciendo en cada momento. Claro que si leyera que alguien se está duchando –lo que me parece bastante más interesante y me dice más de la persona que cuando me informan que Heatherfly needs more coffee and a kiss, y esto está sacado literal de una red social–, vuelvo al tema, que si leyera que alguien está duchándose lo primero que me preguntaría es si el asunto es tan especial como para ser digno de colgarlo en internet como una experiencia nueva y excitante y lo segundo es, si se está duchando, qué ordenador utiliza para poder escribir desde la ducha. Y si es uno normal quiere decir que el famoso Twitter no es fiable, que no sé cómo llevaría mi portátil eso de estar conmigo en la ducha. De cajón.
Al grano. Además del blog y de BLOGLINES, que recomiendo fervientemente, yo solamente navego a la antigua –hay que joderse que lo de “navegar a la antigua” no me suene raro–, e. d., entro en weses, miro, leo, me guardo los enlaces si me interesan o me suscribo a blogs. Ahora todo el mundo se vuelve loco por una red social. O soy demasiado mayor o estoy saturado o es una tontería, pero nada, que no consigo engancharme a ninguna de las nuevas olas interneteras, es que ni al YOUTUBE. Y es que ahora las páginas vienen y van a una velocidad proporcional a la de nuestras conexiones, porque hay que ver la de servicios que han salido de un tiempo a esta parte por las redes de dios –con minúscula–: Twitter, MySpace, Friendster, Buzznet, Flickr, Mamellas.piu y demás. Y otra cuestión, ¿no es necesario hacerse una agenda de contraseñas y nombres de usuarios?, es para volverse turulato perdido.

Va a hacer un año que empecé con esto de los blogs y todavía no me he recuperado de la fiebre bloguera. Aquí estoy. No sé vosotros, pero no uso más que el blog, los blogos ajenos, el correo electrónico, las weses de noticias y la web 1.0, que ya es, pero no entro en ningún otro sitio. Al paso que vamos necesitaremos hora y media para revisar el blog, nuestro perfil de MyNiceRoom, mis mensajes de Tontter, menear las noticias en Cóñezz, ver si me han desvalijado la casa de Third Life y vigilar que nadie se haya copiado mis fotos de Idiotpkr (Delta). Digo yo que en algún momento tendrá que pasarse la moda de las dichosas redes sociales, porque en caso contrario nos vamos a pasar la vida pegados al ordenador sólo con cuestiones administrativas, que son las que he mencionado más arriba. Sólo para este blog, que suelo actualizar casi a diario, tengo que invertir, además del tiempo que tardo en escribir lo que cuelgo, mis ratillos para revisar que ningún comentario se pase cuatro pueblos: los reviso todos, toditos, todos, otra cosa es que los censure, los modere o que conteste a ellos, que me cuesta más ser el administrador que el usuario principal de este sitio y, de hecho, aunque estoy suscrito a todos los blogs que tengo enlazados y parte del extranjero, ya ni me da pa comentar, y eso que tengo una única bitácora y no tengo que gestionar otros dieciséis perfiles míos por ahí. A todo esto, sé que tengo más tiempo que el 90% del resto de los blogueros y blogueras de la blogocosa y parte del extrarradio.

En fin. Que no estoy enganchado a ninguna red social y me parece, no sé por qué, que en algún momento se desinflarán, porque no hay tantos usuarios como para revolucionar la red cada dos meses. Al final estallará la burbuja igual que la del crecimiento inmobiliario.

Comentarios

kamala dice:

Yo no es que no entienda las redes sociales: es que no tengo ni la más remota idea de lo que son.
A mí me gustan los blogs, bueno, algunos, porque sí, a veces es para perderse… como casi todos, tengo mis pocos habituales, y las incorporaciones nuevas son pocas y las voy dejando llegar por casualidad… Pero todo lo demás me supera…

Óscar dice:

A mí me pasa lo mismo, pocas veces añado a mi lista de revisión algún blog nuevo, fuera de los habituales. Y luego ocurre que cuando me suscribo a alguno termino por cancelar la suscripción porque me doy cuenta de que sólamente me han interesado un par de textos y no más, el resto, cero patatero.

Sonia dice:

Esto no hace mas que convencerme de lo cómodo que es ser comentarista y ya me lleva mi tiempo.
Eso si hay blogs que son como la casa de un amigo en el que eres bien recibido en cualquier momento, este la casa como este y este es uno de ellos.

Óscar dice:

Asias, asias, al final me volveré a poner rojo y todo. 🙂

Brixta dice:

Tienes toda la razón.
Sinceramente, yo me he llegado a cansar de mi blog hace poco y no sólo me daba pereza escribir en él, sino que me repelía (creo que algunos lo habréis notado). Pasé de estar medio obsesionada a cansarme mucho, mucho.
Tengo una confesión que hacer: He estado una semana enganchada a SL. Estuve a punto de escribir un post sobre ello, pero me corté. Menos mal que ya se me ha pasado. Ahora ya sabéis dónde he estado. 😀

Óscar dice:

No había pensado en que estabas harta del blog, la verdad.

Por cierto, explícame cómo funciona lo de Second Life. ¿Es como unos Sims pero online, no? Yo jugué un par de veces, pero terminé aburriéndome. Eso sí, estoy esperando como agua de mayo uno parecido para NINTENDO DS, el Animal Crossing, que en todas partes he leído que acabas enganchado perdido. Y no es que necesite un enganche, pero es que todo el mundo me ha dicho que es entretenidísimo, aunque no tengas nada que hacer en realidad, algo parecido a Second Life, según lo entiendo yo.

Nika dice:

La verdad es que lo que no entiendo es cómo la gente puede tener tiempo para dedicarle a sus redes sociales-virtuales, porque yo con las sociales-reales tengo más que de sobra y a veces ni llego, y no es que tenga una vida social muy muy activa, lo que pasa es que ya con lo que hago en mi vida “real” y con entrar de vez en cuando a alguno de vuestros blogs (a los que me he engachado bastante por cierto) no tengo tiempo como para construir otra vida social en la red… imposible vamos.
Además a veces te llevas unos disgustos también… y es que la vida real a veces no tiene nada que ver con la vida del ciberespacio pero yo sin duda me quedo con la vida real. Creo que tampoco soy el target ideal para las nuevas redes sociales que se crean en la internete…
Besos
En cuanto a porqué unas webs funcionan y otras no, pues tengo que decir que debido a mi profesión sé que hay millones de trucos y no tiene que ver precisamente con la calidad de las webs.

Óscar dice:

Nika, rebienvenida. Sí, no hay color, eso es cierto. Pero con el tiempo me he convencido de que esto de los blogs es muy parecido a la vida real. Hay un grupo de habituales con los que te relacionas y a los que puedes llegar a conocer por los comentarios, bueno… a conocer más bien su ciberidentidad, porque por aquí cada cual es como quiere ser, no como es en realidad. Aunque cuanto más publicas o más comentas, más se te ve el plumero (no me refiero a ti en particular, sino a los usuarios a los que habitualmente lees, bien por los blogs, bien por los comentarios). Estoy de acuerdo contigo, no se puede sustituir la cibervida por la vida real, eso está claro, pero bien podemos complementarlas, ¿no?

Otra cosa, y ya que estamos en harina, anda, pásame los truquillos güenos que tengas por ahí para hacerme famoso y ganar millones con el blog. 😉 Es coña, pero sé que sabes –de hecho algún consejo me diste, que como verás he seguido la mayoría de veces–, así que ya estás largando por esa boquita 😛

jazlima dice:

Para mí esto de los blogs y sus blogrolls conforma una red social. Yo te visito a vos, vos me visitás a mí, nos comentamos, se va formando un grupo de “regulares”, etc.

Óscar dice:

Satamente, con el tiempo acabas formando una especie de ciberpandilla, tú me visitas, yo te visito, y al final nos vamos conociendo todos, por una cosa o por otra. Lo he dicho más arriba, pero esta cibervida se puede combinar con la vida real, es una vida más.

Salarino dice:

No sé. A mí todo ésto me pilla ya muy mayor. Yo tengo una serie de blogs (pocos, cinco o seis) que visito casi a diario (entre ellos, éste, que me encannnta). En el mío escribo más o menos cuando me apetece, y tengo claro que si me sintiera obligado, adiós la gracia (y adiós al blog). Comentar y fisgar me lo dosifico porque si no, no haría otra cosa, y tanto el perro como las pelusas del suelo me reclaman con frecuencia. Lo que no entiendo es, si tienes un blog privado, sencillo, del estilo del mío, sin pretensiones, que te empeñes en salir en mil sitios y te obsesiones con tener tropecientasmil visitas, pero bueno, allá cada cual. Lo cierto es que es imposible, a no ser que te pases catorce horas diarias delante del monitor, tener todos esos espacios o redes que decís, que si sube fotos, que si baja vídeos, que si chatea con tu prima la del pueblo, que si el avatar (o como se llame) no tiene qué ponerse, que si me operan de almorranas en secondlife, etc.

Óscar dice:

No, si al final me vais a sacar los colores, tú entre ellos, Salarino.
Cuando un blog se convierte en obligación, malo. Alguna vez, si llevaba un día sin escribir nada, me he visto medio forzado a sacar algo, aunque no tuviera ni pies ni cabeza o aunque yo creyera –y así fuera– que es una bazofia. Pero tengo que decir que aunque me han entrado las crisisES, al final he terminado por volver a cogerle el gustillo a sacar siempre un post, sea como sea. Luego miras atrás y puedes ver perfectamente cuáles son de compromiso y cuáles son, digamos, posts sentidos, por decirlo de alguna forma, aunque no siempre la gente reacciona como tú piensas que van a reaccionar. Textos tontísimos acaban con treinta comentarios y otros que te parecen estupendos de la muerte, acaban con tres, dos de ellos, míos. Y me he ido del tema por completo.
Cucha, que al perro filósofo le digas de mi parte que hay tiempo para todo, y que aunque viváis juntos cada cual tiene que tener su espacio, que se dice ahora, y así la convivencia no se vicia. Y que deje de reclamarte, como el perro Manolo, que al final ha terminado comprendiendo eso de la autonomía. Que cuando yo estoy blogueando, es mi momento de bloguear y él, a lo sumo, me puede reclamar un saludo o algo así, no más. Cuando toca jugar, toca jugar. Y me he vuelto a ir por las ramas, otra vez.
Por lo demás, creo que lo de las redes sociales es para engancharte a una, que si no tienes que estar chorrocientas horas delante de la pantalla del ordenador, aunque no dudo de que haya gente que lo haga tan ricamente.

Salarino dice:

Jejej, lo de los textos “pa salir del paso” que reciben mil y una alabanzas mientras que los que tu consideras cumbres del pensamiento de occidente se hunden en el olvido es cierto, a mí también me ha pasado. Anécdota: un día me escribió un correo el director de una importante revista musical diciéndome que había leído uno de mis desvaríos operísticos y que le había encantado, que era una maravilla y que blablabla. Aparte del susto de descubrir que nunca sabes quién puede llegar a leerte, me quedé un poco chafado porque el articulillo en cuestión era una birria total.

Salarino dice:

Yo me aburrí de recoger cerezas, plantar nabos y regar tiestos a los diez días más o menos (hablo de Animal Crossing).

sonia dice:

Óscar, Salarino, muchas veces no es lo que contais, sino como lo contais. Contagiais entusiasmo unas veces, otras veces se os nota enfadadillos o simplemente estais chafadillos y apetece arrimar el hombro en agradecimiento a los buenos momentos que nos haceis pasar y ¡¡que caramba!! que se os coge cariño. Un beso a los dos

Óscar dice:

😀
Salarino: Al principio no entendía nada, luego he soltado la carcajada con la aclaración. Pues jatetú que yo le veo buena pinta.
Por cierto, me encantan: Ace Phoenix (eres un abogado y tienes que participar en los juicios con protestas y esas cosas), Trauma Center (ahora un médico, tienes que operar tumores)…
Lo de la cumbre del pensamiento occidental me lo apunto. Sonia, tampoco es cómo, creo que hay posts en los que la gente ha intervenido bastante y son unos bodrios los mires por donde los mires, no acabo de enetender cuál es el mecanismo. Y ya puestos, Salarino, ¿cuál es ese post? A hurgar ahora mismo que me voy.

Sonia dice:

Digamos que un buen post se complementa con los comentarios. Un comentario lleva a otro.

Nika dice:

Jajaja 😉 Te los cuento en privado…
En cuanto tenga un rato te mando un email con algunos truquillos que seguro que ya te sabes, pero bueno, por si acaso.
Besotes!

Óscar dice:

Asiaaaas. Los espero.

Brixta dice:

Caerá un post, pero no prometo que quede muy claro cómo va porque ni yo misma lo sé. Yo entro a hacer el canelo, que se me da muy bien.

Sonia dice:

Recomiendo los comentarios del último post de Brixta, descubrireis porque la echaron j,aj,j,a

Óscar dice:

:))
¿A hacer el canel0? Pero pa eso no hace falta entrar en Second Life, en la First Life se me ocurren cienes y cienes de formas. 😛

gurb dice:

No había leído este articulo Óscar y me ha parecido muy interesante.
Desconocía todo esto de las redes sociales internautas, yo también soy de la vieja escuela con lo de navegar por blogs (básicamente leo a los que tengo enlazados y lurkeo otros tantos a partir de enlaces de blogs amigos. Es decir, soy el típico, si miráis vuestros contadores, que entra de forma compulsiva tropocientas veces en un día, reflejo este de mi falta de concentración y navegación sin rumbo fijo).
Y con lo que tengo a mano ya me esta bien, se que me puedo perder cosas muy buenas pero es que hay un momento que no se da abasto para mas.
Permíteme que opine que el tuyo realmente esta muy logrado, con un equilibrio de contenidos/diseño/navegación/actualización e interactividad muy bueno (creo yo).
Creo que es mejor la fidelización del lector que la masificación de este, siempre la calidad por encima la cantidad. Y que la mejor forma de difusión (a largo plazo) es el boca_oreja, antes que las neotécnicas de mercadotecnia aplicadas a Weblog.
Por otro lado, los premios a blogs. Evidentemente el tuyo merece figurar en un podio. Pero te diré algo; ok, el ingreso económico y la difusión de la publicación es cojonudo. Pero cuidado, la filosofía original de los weblog se puede resentir con esta mediatización y a la larga dejar de ser aquello por lo que realmente se han fidelizado unos lectores; los contenidos. Ninguna organización de las que convoca concursos suelta la pasta por amor al arte, y la contrapartida puede ser fatal. Creo yo, es una opinión. No es lo mismo crear porque ‘a_p_t_c’ que verse atado a un contrato.
No sé que me pasa estos días que a la que suelto un comentario en un blog me salen unas chapas del 15, será porque el gato no me deja hablar en casa.
B.t.w y en relación al articulo; tu y yo tenemos una cosa pendiente y en una o dos semanas tendré una cosa recién salidita del horno que me hará ilu hacerte llegar. Te será oportunamente comunicado.

Psikke dice:

Gracias a Gurb no necesito escribir lo mismo que él, estoy de acuerdo en todo excepto en lo último, más que nada porque muchos no lo vamos a recibir 😉
Sobre los premios a blogs, puede ser muy interesante hablar de ello, no digo más, de momento. Un saludo.

Óscar dice:

Gurb:

Con respecto a lo que dices de esta bloguitácora, la verdad es que no pienso que sea tan fantástico: ni el contenido me parece tan bueno y el diseño, mucho menos, hecho copipasteando una plantilla y cambiado cosas a pedal. Ya me gustaría a mí que lo hubiera hecho un diseñador como toca. Y lo digo sin ser modesto, sabéis que es lo que pienso.

Respecto a la mediatización, tienes toda la razón. He visto que algunos blogs cambiaban conforme iba aumentando la audiencia. Es difícil, aun cuando uno pretende ser fiel a lo que al principio quería, mantener el mismo ritmo de publicación, el mismo tono y los mismos temas. ¡Anda que esto no ha cambiado ni na! También tienes razón cuando dices que es mejor la calidad de la comunidad que su tamaño, no tengo dudas. Lo que sí es cierto es que hay una serie de detalles que pueden facilitar esa calidad en las intervenciones: poner claramente los enlaces para comentar, poner en la barra lateral una lista con los últimos comentarios, etc., sin entrar en la promoción. De todas formas, después de salir en MENÉAME y después del pico de visitas, ha aumentado el número de lectores, no como yo habría querrido –obviamente una de las razones es para que la gente lo lea y te anime el ego–, pero suficiente como para que dos personas se hayan suscrito. Así que sí que me ha servido para que al menos dos personas quieran seguir leyendo.

Lo más importante es el contenido, sin duda, es la mejor garantía para conseguir que la gente entre. Este tipo de acontecimientos, por decirlo de alguna manera, como salir en la portada de Menéame, te dan un empujón.

A otra cosa: si te das cuenta de que el blog le ha convertido al que lo escribe en un esclavo, hay que abandonarlo, no tiene sentido continuar.

PD: ¡Es verdad! ¡Qué impresentable soy! 🙁
PPD: Ya me estoy mordiendo las uñas. ¡Qué bien suena!

PPPD: Me he ido por las ramas, pero bien.

#################################################

Psikke:

¡Ays!, ahora m’has dejado intrigado…

Sí, se puede hablar largo y tendido. Si me pongo a hablar, echaría sapos y culebras, aquello que decían que si te muerdes la lengua, te mueres,… pues algo así me pasa a mí. Después de ver lo que he visto… en fin. :(((

Brixta dice:

Joé, ahora te entiendo. Estoy flipando yo sola. No sé si me ha gustado la experiencia ésta del “meneo”.
Me siento como si se hubieran presentado mil desconocidos de improviso en mi casa. 🙁

andreiev dice:

Yo tampoco las entiendo. Y como tú dices, creo que se desinflarán. Además, el 90% de los contenidos es basura.
Cuando quiero encontrar algo interesante miro la sección de “no publicadas”

Sonia dice:

ahhhh era por eso, Brixta pensaba que habias hecho una fiesta. Pero no pasa nada, los desconocidos de hoy pueden ser amigos mañana.

Brixta dice:

Se están peleando entre ellos, Sonia. 😉

gurb dice:

¡¡¡¡¡La que has liado brix!!!!!!!! jajajjajajajajajaa ¡que fuer neng!, estas saliendo en todo los ‘tops’ tía.
¡Ala! a responder uno por uno a tus comentaristas.
btw; el post es chulisimo, en serio, muy divertido.
( Óscar con tu permiso, que me da ‘yuyu’ comentarselo allí)

Brixta dice:

Eso es lo que yo pensaba que iba a pasar. Me jode que los habituales no comentéis y ellos sí. Ya sé que es una tontería y que está colgado en internet, pero con los que cuento es con vosotros. 🙁
(Óscar con tu permiso, porque me da yuyu comentar en mi propio blog. Manda güebs).

gurb dice:

¡¡¡pero que fuerte!!! ¡¡brix!!, estas en el quinto puesto de los blogs de wordpress mas vistos!!! ¡HAY MILLONES!
¡Y el post en segundo puesto! ¡entre_millones_de_blogs!

Brixta dice:

Lo que demuestra el nivel cultural de ése, nuestro país, porque vamos la gran chorrada que es….. 😀
¡¡¡¡¡Ayyyyyyyyyyyyy!!!!! No lo había visto. Aún no sé cómo afrontarlo.

In I Go dice:

Deja que baje la marea.

gurb dice:

Nada, nada; ahora y mas que nunca>>>BRIX TO THE POWER.
La frescura brixtiana ha podido con el mercantilismo interesado.
Felicidades hermana.
(aprovecha para meter algún anuncio…, asi te sacas unas pelillas mujer…)
Y ya paro, que ando aqui okupando Can Omanero.
(por cierto Oma, yo adicto a los autodefinidos del País de los domingos, si no los hago la semana entrante no viene a ser lo mismo, peor que un jubilado soy con estas cosas).

Brixta dice:

¡Anda! Yo también. No veas si echo de menos los autodefinidos de El País. Adicta total, porque esos que venden en los kioskos son malísimos.
Si lo que la gente busca son chorradas, en mi blgo las van a encontrar a patadas. ¡Qué miedo!

gurb dice:

A proposito de esto de los autodefinidos, como decía Óscar en el post correspondiente, uno va conociendo las tendencias de los autores que los hacen .Y, tengo que confesar, que una vez llame a un periodico (regional) para que hicieran saber al autor del autodefinido que había cometido una errata en una definición que alteraba todo el autodefinido.
(Entendedlo, me jodío la mañana y el café). Pero…que se puede esperar de un lector como yo que empieza los periodicos por la sección de ‘Cartas al director’.
Es verdad, esos autodefinidos de los kioskos son malísimos, con una rubia enmedio del autodefinido que no pinta nada…

In I Go dice:

Hotline news: la Sra. Tothepower está en el nº 1 de popularidad meneada.

Óscar dice:

:DDD
Ya vi el lío, ya, porque no he estado yo fino estos días, pero sabéis que podría haber entrado sable en ristre a merendármelos, leñe…
Es broma. La cantidad de tráfico que genera el dichoso MENÉAME es alucinante, pero la gente se desboca a la mínima, por unas cosas trascendentalísimas, como si no fuera evidente el tono del post, amos.

Deja un comentario