La familia cristiana

Dicen en EL PAÍS que la Archidiócesis de Madrid calcula que dos millones de personas han asistido a la manifestación a favor de la familia cristiana y contra el laicismo del gobierno. O ha ido toda la ciudad de Madrid, pero toda, o los 500 autocares iban muy llenos. Pues nada, con los millones y millones y millones de católicos que apoyan a Rouco y sus compinches, que la Iglesia pague IVA y demás impuestos, igual que yo me pago mi bono de 2000 abdominales en el gimnasio, ¡¿no te jode?!

"Leyes de mercado", de Richard Morgan

He terminado Leyes de mercado, de Richard Morgan –gracias, S. y S.–, en la edición de Gigamesh –ya sabéis: portadas horrorosas y líneas en Times que se hacen eternas– y lo recomiendo por segunda vez. Es rápido y fácil de leer y, además, no pude predecir cómo acababa hasta que leí las últimas páginas, lo que le agradezco de todo corazón. Ahora mismo acabo de pillarme Carbono alterado, del mismo autor, para empezarlo en cuanto me haya zampado el plato de arroz con pollo que me está esperando.

Segismundear

No ha prosperado. Segismundear no ha tenido fortuna. Y, sin embargo, ¡qué cargado de espiritualidad está ese vocablo! Segismundear es soñar. Soñar un gran personaje que por su cargo, por sus obligaciones, por sus responsabilidades, no debe soñar. No puede entregarse a los poéticos desvaríos del ensueño, y, sin embargo, sueña. Su espíritu libre es más fuerte que las imposiciones de la realidad secular. Segismundea Luis de Baviera, el constructor de tantos castillos agrestes, el amigo de Wagner. Segismundea Isabel, la esposa de Francisco José, tan fina, tan sensitiva, que levanta frente al mar, en un jardín, allá en una isla, una estatua a Heine. Todo gran personaje que segismundea nos es simpático. El espíritu, en el segismundeo, triunfa de la materia. Con el segismundeo, el rey Luis y la emperatriz Isabel descienden para ascender. Descienden de la pompa vana del trono para ascender a las regiones de la pura y etérea poesía.

AZORÍN: Pensando en España (1940)
¿Y tú? ¿También segismundeas?

Contador

Acabo de instalar un contador invisible, un plug-in que me aparece en el panel de control de la página y he visto que da la información de cuánta gente está conectada en ese momento.
RECOMENDACIÓN: No os lo instaléis. ¡Estresa!
De deltablog.com:

El sistema no registra las visitas si se producen en el panel de administración, sólo las visitas reales en el blog en sí, por lo que, lógicamente, habrá una ligera diferencia entre los resultados ofrecidos por PopStats y los registrados en los programas de estadísticas tradicionales, diferencia que corresponde a las visitas del administrador al panel. También es posible añadir una lista de direcciones IP, por ejemplo la del propio administrador, que no serán objeto de visita añadida, manteniendo así un completa fiabilidad de los datos.