Etiqueta: Personal

Jeg tog dette her billede i september måned, da vi allerede har mødt hinanden. Jeg husker at denne dag tænkte jeg, at det ku være rart, at du besøger mig og ser, hvor jeg bor.

Jeg ønsker mig stadigvæk, du kunne være her lige nu, ved mig — savner dig så meget, det gør lidt ondt. Måske kommer du aldrig her, måske gør du det. Lige meget. Hvad det er sket i de sidste måneder er jo en tydelig bevis, at man aldrig kan forse, hvad det så vil ske. Og det er helt i orden.

Hvis vi bare kunne være sammen nu.

Instagrindr

person holding Android smartphone

Ayer me escribe un pavo por Instagram, que hola, que qué tal, que de dónde soy. Hasta ahí todo raro, pero nada del otro jueves. Instagrindr.

A la 1.30 de la madrugada me suena el teléfono. Me despierto y lo cojo porque a esas horas uno se espera lo peor. Oigo que cuelgan. Miro a ver quién es. Era el pavo.

Le escribo preguntándole que qué ha pasado y que por qué me había llamado. Yo estaba más cabreado que una mona. Me dice que se había equivocado, que le perdonara, que estaba muy avergonzado. Le digo que no pasa nada. Él añade: «pero si quieres, te llamo». Me quedo estupefacto pero no respondo.

Apago la luz. Me doy la vuelta. Intento dormir y a los diez minutos vuelve a sonar el teléfono. El mismo tío. Obviamente, lo bloqueé.

La gente tiene formas muy raras de ligar.

Enésimo intento de convertir las entradas antiguas del blog, pero la mitad se ha perdido por el camino. WordPress, con el corazón en la mano, me comes lo que ya sabes.