• El paraíso del socialismo

    Copenhagen, Denmark

    Me hace bastante gracia la gente que dice que las cosas están menos caras en algunos países «porque se cobra más que en España.» Pues depende, hijo, depende. No todo es tan barato en el extranjero, aunque cobres más. Es cierto que aquí, en Dinamarca, un litro de leche cuesta el triple que en España, pero también se cobra el triple que allá. Por otra parte, el impuesto sobre el valor del coche es del 180%. Salir a cenar una hamburguesa e ir al cine dos personas te puede salir por 80 euros. Podría seguir con ejemplos.

    ¿Si no tienes más poder adquisitivo y pagas la hostia en impuestos, entonces, dónde está el truco? ¿Por qué Dinamarca es el paraíso en la Tierra? Porque da igual lo que pagues por salir, por la hamburguesa o por el litro de vodka, al final la calidad de vida está en otras cosas. Por ejemplo, en tratamientos dentales gratuitos hasta los 21 años. En universidades gratuitas (gratuitas totalmente y para todos). En unos servicios sociales que da gloria verlos. En unas bajas por maternidad que lo flipas. Vamos, lo que viene siendo una redistribución de toda la vida.

    O sea, socialismo.

    Pero el discurso ese de «es que en Suiza cobras ocho veces más y por eso puedes pagar 20 euros por unas patatas fritas del McDonalds» viene precisamente de quienes dicen que hay que bajar impuestos, que sólo así llegaremos a los niveles de los vecinos del norte y que es la única forma de progresar. Que me entran ganas de decirles que sí, que Suiza está más al norte, como Polonia, pero que si te vas más al norte del norte que tú dices, te encuentras con sociedades que más de uno no dudaría en tildar de soviéticas y dictatoriales. Como la danesa.

    ¿Os imagináis a la caverna gritando «¡comunistas asquerosos!, ¡bolivarianos de mierda!, ¡daneses piojosos!»? ¿A que no? Pues eso.

    PD: Todo se puede mejorar. Siempre.